lunes, 5 de mayo de 2014

A/W 2014 de Manuel Forte


Con la intención de subrayar el vínculo que liga a la moda con el arte, y ambos con los usos comunes de la ropa, el artista portugués Manuel Forte, avecindado desde hace tres años en la Ciudad de México (de la que opina que es un lugar propicio para la experimentación y la apertura de vías artísticas innovadoras, puesto que “el medio artístico no está saturado y predeterminado como en Europa o Estados Unidos”), presentó la tarde del sábado 3 de mayo, la exposición A/W 2014 (abreviatura de Autum/Winter 2014), producida por NO SPACE, compuesta por una breve pero significativa colección de obras, nueve en total (todas comparten el nombre colectivo de la exposición), conformada por dos instalaciones y siete acrílicos sobre tela, tres de ellos combinados con detalles de instalación objetual que representan el traslado de los colores y texturas del vestir al lienzo. 




Por medio de una demostración de excelencia técnica, el artista europeo replicó en sus pinturas el espacio visual de la trama y el detalle de las telas utilitarias de nuestro diario vestir. En sus palabras, “he querido mostrar el sentido de la moda desde una vivencia más íntima, menos despampanante, de una manera inversa a como se hace en los desfiles de moda”. Algo que es representado especialmente en una de las obras, en la que una camiseta comparte el acabado de una prenda de trabajo, de uso cotidiano, con el cuadro que la acompaña; prenda y lienzo en una mímesis de superposición de colores, entramados cromáticos y referencialidad a la mixtura de arte y pragmatismo en el vestir.




La destreza pictórica del artista visual destaca en la equiparación entre un vestido dominó a rayas y el lienzo que lo acompaña (preparado con una técnica mixta), en el que, con un alarde técnico de ecos hiperrealistas, logró replicar con el pincel los pliegues y el acomodo visual de las texturas, como si se tratara de una muestra de tela real en gran formato. De manera similar, de alto impacto visual resulta el trabajo de literalización de la técnica “acrílico sobre tela” en un saco sport completamente pintado de blanco (que, como explicó a Milenio.com el autor, “fue preparado con yeso, concreto y otros materiales” para adquirir su cualidad semi escultórica). Metáfora visual y táctil de lo que en  última instancia es la moda: un pedazo de arte cargado sobre nuestro cuerpo.




*Esta nota fue publicada originalmente en Milenio.com:

No hay comentarios: